POWERED BYmaster lex

El Notario y el derecho al trabajo

En varias oportunidades hemos publicado comentarios y artículos de estimados colegas sobre temas de interés para el ejercicio de la abogacía y el notariado.   Nos permitimos a continuación transcribir del Lic. Fernán Pacheco Alfaro, una interesante reflexión sobre la contratación administrativa de profesionales en Derecho en nuestro país.

Reiteramos la invitación a todos los estimados suscriptores que  deseen colaborar con sus opiniones  y aportes en este foro, para que nos los hagan llegar al correo electrónico legal@masterlex.com

———————-

«Aunque nunca he fungido como notario externo de algún banco público, recientemente me atrajo la posibilidad de incursionar en este campo, por lo que me mantuve pendiente de los informes de licitaciones de Master Lex. La primera licitación con la cual me encontré fue la No. 2015LN-000018-DCADM denominada “Contratación de Servicios Profesionales para Notariado Externo” del Banco Popular y de Desarrollo Comunal, la cual vence el próximo 08 de setiembre del 2015.  (Ver cartel)

A pesar de la formalidad del cartel, de la detallada información y de las sobreabundantes citas legales, para los efectos que interesan, al final, todo se reduce al sistema de valoración de los atestados de los notarios participantes.

Como filtro de entrada, se establece que el oferente debe contar con oficina abierta en la localidad donde se ubica la sucursal respectiva, con un perímetro de no más de quince kilómetros de distancia. El artículo 32 del Código Notarial dispone que los notarios públicos son competentes para ejercer sus funciones en todo el territorio nacional y hasta fuera de él. ¿Puede un cartel de licitación ir en contra de lo dispuesto por la ley?

Independientemente del lugar de su oficina, es responsabilidad del notario ver porque el servicio se preste adecuadamente y el desplazarse a las oficinas del banco para efectos de la formalización de las escrituras de hipoteca. El asumir que no va a poder prestar un buen servicio es claramente discriminatorio. Viendo como ya el ejercicio notarial en sí conlleva sobrados controles, responsabilidades, fondos de garantía y regímenes sancionatorios, a los cuales se suman los controles y sanciones adicionales que supone la contratación por el propio banco, parece absurdo pensar que el notario no prestará un buen servicio por la única razón de que tenga que manejar una o dos horas hasta las oficinas del banco; a pesar incluso del incentivo que es ganarse sus honorarios.

En cuanto a los criterios de “valoración” que suman 100 puntos, se establecen dos:

a) Experiencia del oferente con 60 puntos. Es un criterio eminentemente cuantitativo: cuantas más escrituras como notario de banco, más puntos. Cada escritura equivale a 0.50 puntos, así que para lograr los 60 puntos hay que demostrar haber otorgado 120 escrituras. Parece que ahora hay un especialización dentro del derecho notarial que se llama “otorgamiento de escrituras de bancos” y cuántas más escrituras se otorgan más experto se es. Todos sabemos que esta materia no es “ciencia espacial”, son escrituras como cualquier otra, con la única diferencia de que una de las partes es un banco. No solo esto, sino que también ocurre que el notario ni siquiera puede hacer su aporte profesional pues resulta que se debe sujetar a los llamados “machotes” que le impone el banco.

b) Referencias por servicios prestados a entidades bancarias, con 40 puntos. Otra condición que solo pueden cumplir los notarios de bancos. El participante debe aportar cartas de recomendación en los que el banco califique su desempeño como notario externo. Así, por ejemplo, si en la carta se usa la palabra “muy bueno o excelente” se reconocen 8 puntos por cada carta, si se usa la palabra “regular” son cuatro puntos.

Con 25 años de ejercicio, 55 protocolos a cuestas, nunca haber sido suspendido, estar al día en mis obligaciones con el fondo de garantía, con la CCSS y demás, en un principio, ingenuamente, pensé que cumpliría con los requisitos necesarios para ser notario externo. Nada más ajeno a la realidad. Si yo participo en esa licitación obtendría la misma cantidad de puntos que si quien participara fuera un ingeniero: 0 puntos.

Resulta increíble, por no decir triste y patético, que en esta época en que las diversas minorías reclaman sus derechos fundamentales, nosotros, siendo abogados, permitamos que se perpetúen atropellos como el descrito. Y no lo digo por mí, a quien el ejercicio de esta noble profesión me ha sabido proveer un digno sustento, sino que pienso más bien en los cientos de jóvenes colegas, quienes después de cursar la carrera de abogacía por 4 o 5 años, haber ejercido al menos 2 años y cursado un postgrado en derecho notarial y registral, como es exigido actualmente, ad portas no se consideren calificados para otorgar una escritura en la que interviene un banco, y peor aún, ni siquiera con el paso de los años podrían acumular la “experiencia” requerida de acuerdo a estas licitaciones. Es irónico e incluso algo cínico que el propio cartel transcriba los artículos 33, 56 y 56 de la Constitución Política, que son los que tutelan el derecho al trabajo y a la no discriminación, cual si su mera cita fuera a hacer todo lo anterior más legal o menos discriminatorio.

Se debe abrir un debate, pero en principio me parece que en el marco de la contratación, si se es profesional, el hecho de serlo ya lo califica a uno para prestar el servicio.  No pueden haber notarios Clase A y Clase B. Se debe acudir incluso a sistemas aleatorios, llámese rifas, para designar a quienes resulten favorecidos. O bien, de establecerse criterios, estos no deben evaluar métricas irrelevantes bajo el manto de ser «objetivos». Pienso a modo de alternativa en exámenes como los que utiliza el Poder Judicial para contratar jueces, que miden el conocimiento, capacidad y aptitud del profesional. Estos los podría ofrecer periódicamente la UCR o alguna de las entidades que nos agremia o supervisa. Lo que es claro es que no puede ser el número de escrituras ni el uso de las palabras “regular” o “bueno” en una carta suscrita por un burócrata bancario lo que determine el acceso a un trabajo al que tiene derecho el notario.

No dudo que otros bancos apliquen criterios similares en notariado y cobro judicial externo, y que de hecho son esquemas que se repiten en la contratación administrativa de profesionales en este país. Estos criterios han existido por décadas y diseñados por las entidades financieras para simplificar sus procedimientos internos. Espero que el banco que se autodenomina como “el banco de los trabajadores” y cuyo slogan es “valoramos su trabajo” desista de esta contratación y que otros bancos públicos sigan su ejemplo. Pero más que esperar que sean los bancos los que cambien sus esquema de contrataciones, o que sean las organizaciones gremiales las que libren la batalla, debemos recordar es que el derecho al trabajo es un derecho individual y así lo podemos, y debemos exigir.  (Comentario del Lic.Fernán Pacheco Alfaro, quien fuera socio del bufete Facio & Cañas por 25 años, actualmente con una práctica independiente. Ha enfocado su labor profesional al ejercicio del notariado, en especial en el campo de las transacciones inmobiliarias con énfasis en materia de condominios.  fernanpacheco@hotmail.com)

Abogada y notaria. Especialista en administración de bases de datos de información jurídica, investigaciones jurisprudenciales y editora de contenidos legales. Consultora en proyectos de informática jurídica en la región centroamericana. Colaboradora del sitio www.leylaboral.com Encargada de la administración y actualización de Master Lex Cálculos Legales: timbres, honorarios profesionales, patentes, prestaciones laborales y otros. Moderadora del blog www.puntojuridico.com

8 de 24 Comentarios

  1. CENTINELA CRC • 27 agosto, 2015

    Lo saben en todas partes, en América del Sur, en España, se proclamó en Perú y en la reciente jornada notarial, y solo las autoridades constitucionales de CR lo ignoran o se hacen de la vista gorda: el Notario Institucional DESNATURALIZA la función notarial. Por otra parte ninguna vinculación con el DERECHO LABORAL existe en el notariado; lean de la SALA CONSTITUCIONAL y de acatamiento obligatorio los VOTOS 17156-2009 y 15678-2014.

    Responder
  2. Lic. Dagoberto Quesada García • 27 agosto, 2015

    Bueno lo que expreso el colega Pacheco tiene un nombre corrupción.

    El sistema de exámenes de la corte, realmente no es bueno es subjetivo y no es científico en la formulación de las preguntas, envían al postulante a estudiar un temario que es más fácil aprender la historia de la inquisición española de memoria que eso y al final les pregunta lo que bien tengan en gana.

    ¿ Qué debemos hacer? Exigir respeto a nuestros títulos, ya basta de tras haber pasado por la Universidad ahora también que volver a llevar otros cursos y al final por ej: La corte nombra al hermano o al amigo o primo del magistrado.

    Y para terminar los comento que participe recién como candidato al puesto de magistrado suplente, la oficina de Recursos Humanos de la Corte creo requisitos que no están en la Constitución Política, presente el recurso de amparo y la Sala Constitucional, dice que no hay derecho fundamental violado y me envió al proceso de legalidad, sea dentro de 10 años sale la sentencia y me condenan al pago de los daños y perjuicios al Estado. Pregunto ¿ Y estos señores magistrados dónde estudiaron ? ¿ Y cual fue el resultado de sus exámenes?

    ¿Deberían ser públicos, o no?

    Responder
  3. Cristian Zamora • 27 agosto, 2015

    Estimada Lizeth, nadie está en contra que usted pueda laborar como Notario externo de una institución pública. Acá, el asunto es como se ponen trabas para que otros no podamos participar, o si lo hacemos, es como perder el tiempo. En horabuena usted lo puede hacer, excelente.

    Responder
  4. Johnny Loría • 27 agosto, 2015

    Comparto el comentario (queja) y el trato desigual que enfrentamos los Notarios, pero quiero externar mi opinión con respecto a todo lo que involucra a los Abogados y Notarios que realizamos trabajo independiente y que nos somos parte de Instituciones Públicas, y es que somos un gremio hoy día muy desprestigiado por nuestra misma culpa y no hacemos nada al respecto. Nadie paga o quiere pagar la tabla, por cobros absurdos de otros colegas, nos persiguen la CCSS, Tributación, la DNN, el mismo Colegio de Abogados, que por el contrario deberían ayudar al agremiado, y entre los colegas no existe honestidad, y recalco todos lo sabemos y lo hablamos, pero no hacemos nada al respecto, todo lo contrario nos acusamos entre nosotros y vamos perdiendo credibilidad. Sería bueno crea foros donde se discutan y se resuelvan todas las injusticias contra nuestra profesión que tanto nos ha costado.

    Responder
    • Lizeth Mata • 27 agosto, 2015

      He sido Notaria Externa por más de veinte años, por eso puedo exponer con criterio el otro lado de esta situación.
      A efectos de dedicarme al Notariado Externo de una institución debí sacrificar otros ámbitos del ejercicio laboral e incluso en su momento debí renunciar a la posibilidad de laborar con el Poder Judicial, lo que en este momento me habría permitido un salario y derecho a una pronta jubilación.
      Fue mi decisión, en eso estoy clara; pero también estoy clara de que ahora mi dedicación a una institución por más de veinte años se ve como privilegio y en realidad deseo aclarar que: Ha implicado dedicación y sacrificio profesional, ha implicado perdida de otras posibilidades laborales, no es lo lucrativo que muchos colegas creen, menos en esta época de notariado de planta, y por ultimo cuestiono Y MI DERECHO AL TRABAJO QUIEN LO TUTELA.

      Responder
  5. Cristian Zamora • 27 agosto, 2015

    Simplemente es la manera en los bancos mantienen a sus notarios de siempre…Que descaro..Gracias al Lic Pacheco por el comentario.

    Responder
  6. Fernán Pacheco • 26 agosto, 2015

    Gracias a todos los estimables colegas por sus comentarios y apoyo, yo sabía que no caería en oídos sordos.

    Sobre la forma de defender los derechos, el ideal me parece es elevar el tema -de la manera más rápida posible- a nivel constitucional para que vaya creando un precedente y eventualmente sea de acatamiento obligatorio. Si para ello es necesario participar en la licitación, no estoy seguro, pero me parece que la publicación del cartel, como acto administrativo que es, y siendo evidente que posibilidades nulas de resultar favorecido, permita una tutela constitucional directa(?)
    .
    Sobre lo que apunta el estimado compañero de universidad, el Lic. Freddy Hoffman, parece que inclusive se presenta discriminación o tratos desiguales entre los notarios institucionales y los notarios externos. Increíble, sin embargo yo viví algo parecido como notario externo del INVU, primera y última entidad a la que preste mis servicios. Al inicio las escrituras que me pasaban eran poco frecuentes y por montos muy bajos. Después de una aparente revolución entre los notarios, se dispuso que no era por rol “riguroso” sino que los honorarios deberían ser parejos en el transcurso del tiempo. De ahí resultó que mis honorarios se me «pagaban» mediante la formalización de escrituras de bonos de vivienda, 10 o más escrituras, mientras que el notario institucional se cubría sus honorarios con una o dos escrituras. Resulta además que en escrituras de bonos, los honorarios se pagan cuando se formaliza el subsidio al beneficiario, si es que esto llega a ocurrir. Lo hice con gusto como una obra de bien social pero acto seguido renuncié.

    Responder
  7. Alfredo Fournier Beeche • 26 agosto, 2015

    Mi carné es el #800. Me colegié el 9 de octubre de 1961 y empecé a trabajar como notario en 1963. Estoy en el protocolo 39. Me pregunto si estaré capacitado, porque no he sido notario de planta de ningún banco, aunque sí lo fuí del Consejo Nacional de Producción. ?Contará? Por lo demás, siempre tuve bufete abierto, solo o con otros colegas. Voy a participar para que me digan si puede ser.
    Creo que en todo caso, el Colegio de abogados debe saber lo que sucede. Pido a Master Lex que traslade estos comentarios al Colegio. Puede ser que enmienden la licitación, a instancia del Colegio.

    Responder

Dejar un comentario
PAUTAS PARA PARTICIPAR EN ESTE BLOG